¡Hola Verano!

¡Hola Verano!

miércoles, 22 de mayo de 2013

PREHISTORIA Y CINE



Las producciones audiovisuales sobre la Prehistoria han transmitido a la sociedad ideas procedentes del conocimiento científico, pero también tópicos presentes en el imaginario colectivo, que forman parte de las mitologías sobre los orígenes de la Humanidad. La sociedad de cada época reproduce en el cine la estética y las bases morales que sustentan su organización y las preocupaciones de cada momento. Es por esto que el cine de ficción puede que nos hable del pasado, pero fundamentalmente nos habla del presente. ¿Cuál es la relación entre el conocimiento sobre la Prehistoria y el cine de ficción? ¿Cómo nos representamos el pasado? ¿Qué mitos e ideas ha fijado el cine? ¿Cómo se construye una historia en el pasado? Tanto la investigación prehistórica como el cine dan respuesta a interrogantes fundamentales. ¿Quién somos, cómo somos, dónde vivimos y qué hacemos los humanos? ¿Cómo podemos comprender este mundo de luz y sombras?



La Prehistoria es uno de los períodos menos representados en el cine de ficción. En el caso del Paleolítico tres ejemplos paradigmáticos, basados en novelas, han trabajado la reconstrucción histórica con más ambición: En busca del fuego, El clan del oso cavernario y Ao, le dernier néandertal. Del Neolítico y la Edad de los metales destaca un largometraje reciente con tintes mitológicos, ambientado en una isla griega: Su Majestad Minor. 

Los elementos del rodaje de Su Majestad Minor acompañados de referentes históricos y arqueológicos ejemplifican la relación entre realidad y ficción en la construcción del relato fílmico. La investigación prehistórica y la creación fílmica transcurren en paralelo y se nutren mutuamente. El cine se documenta a partir de los conocimientos generales y científicos, pero también es cierto que el cine transmite y fija ideas y narrativas extendidas socialmente que condicionan las hipótesis del trabajo científico. El cine como fábrica de sueños y la arqueología como reconstrucción del pasado se dan la mano en esta exposición, con la finalidad de superar los condicionantes y las ideas preconcebidas y avanzar en la búsqueda y adecuada difusión de nuestro pasado remoto. 

Aprovechando una exposición sobre el cine-prehistórico he tenido acceso a parte de la utilería y atrezo empleados en esta película Su Majestad Minor, de Jean Jacques Annaud 2007, donde se han tenido en cuenta cuidadosamente la realidad de la vida cotidiana en la época que representan.






























10 comentarios:

  1. Genial tu entrada Marcos, mi hija es arqueóloga, doctorada por la Sapienza de Roma, y ha estado en varias excavaciones desde la necrópolis de Numancia, hasta ser durante 4 años, la arqueóloga oficial del Campo Arañuelo.

    Cuando después se han mostrado los hallazgos encontrados, y suelen ser muy similares todos, y es cierto, que la etapa de la prehistoria es muy poco conocida, quitando a Atapuerca, que es una verdadera joya inigualable, y continua teniendo fondos para su investigación, a todos los demás yacimientos arqueológicos de España, se les ha retirado la subvención, y están sin ninguna ayuda, bajo camiones de arena, para que nadie expolie ese lugar...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos los interesantes trabajos de investigación han sufrido los recortes con mayor voracidad. Eso ha de producirles una frustración. Esperemos tiempos mejores.

      Eliminar
  2. No soy amante de la Historia, pero sí del cine...Recuerdo perfectamente "En busca del fuego" (también de Annaud, me parece).Son de esas películas que dejan huella...
    ¡Me encantaría ver esta exposición!

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre es interesante, en parte te la he traído. Saludos

      Eliminar
  3. El artículo me ha gustado, claro que pensando un poco se lo tenían que pasar muy aburridos en aquella época sin tele, sin ordenadores, sin móviles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creas, te imaginas el tiempo que ha de costar sacar filo a una piedra.Un abrazo.

      Eliminar
  4. Muy buena la entrada, me gusta la historia y el cine. Da gusto leer tus escritos
    un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres muy amable con tu comentario. Gracias por tu visita.

      Eliminar
  5. Muy interesante esta entrada, y tu blog está genial, te felicito.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Una estupenda publicación, Marcos. A veces se han realizado películas tan disonantes históricamente que han colocado a los dinosaurios con los humanos, o simplemente ha existido una sociedad como la actual en pleno Paleolítico. El reportaje fotográfico da idea de que un buen director puede documentarse bastante bien de ropas, armas e incluso costumbres. Has hecho un repaso magistral en donde Jean-Jacques Annaud sobresale, con diferencia. "En busca del Fuego" es una de las películas que utilizo todos los años, desde su estreno (la empecé a proyectar en celuloide, 16 mm), en el tema de Comunicación, aprendizaje y poder. Annaud, junto a Desmond Morris y otros científicos cuidaron hasta cómo debían ser los sonidos guturales en función de las oquedades bucales de los restos fósiles. Todo un detalle de verosimilitud. Un artículo excelente.

    Un abrazo, Marcos.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de expresar tu comentario en este blog.
Todas las opiniones serán bien recibidas siempre y cuando se redacten desde el respeto pues este solo pretende ser un foro donde compartamos experiencias para mejorar nuestro tiempo de jubilación.
Gracias por entenderlo y participar.