¡Hola Verano!

¡Hola Verano!

jueves, 7 de enero de 2016

MONASTERIO DE SANTA MARIA DE LA VALLDIGNA




El Monasterio de Santa María de Valldigna es junto al de Benifassà la representación del monacato cisterciense en la Comunidad Valenciana. El Monasterio de Valldigna es una fundación muy tardía, de finales del siglo XIII, protagonizada por el rey Jaime II de Aragón que encontró -según la tradición- este lugar como un valle digno (vall digna) de establecer un monasterio.

Sus abades formaban parte del estamento eclesiástico y como tales, tenían voz y voto en las Cortes Valencianas. 

Es así como comienzan las obras de la iglesia y de las dependencias monacales en el siglo XIV, aunque a lo largo de su historia necesitaría reconstrucciones por sendos terremotos. La primera a finales del siglo XIV y la segunda en la mitad del XVII.

Ésta última es la responsable de la eliminación del templo gótico y su sustitución por la actual iglesia barroca. También es de esta época la Capilla de la Virgen de Gracia.

La disposición típica del monasterio de la Valldigna es la de cualquier monasterio cisterciense, lugar situado en el campo y estructurado como una comunidad agrícola autosuficiente, con claustro, iglesia, refectorio y cocina, granero y bodegas, baños y letrinas, dormitorio abacial y dormitorio para los monjes, y todo rodeado por una muralla defensiva. 

Desde el 1519 al 1528 el monasterio es fortificado debido a las guerras de las Germanias, las continuas revueltas moriscas y el ataque de los piratas argelinos. Durante la guerra de las Germanias, en 1521, el monasterio fue saqueado con furia. Se construye una muralla alrededor del cenobio con un torreón en cada uno de sus angulos

Tras la desamortización de 1835, el monasterio es abandonado y su solar empleado como finca agrícola. Los edificios son rápidamente degradados por el abandono y la rapiña y llega hasta el siglo XX en un estado lamentable de ruina.

Afortunadamente, en 1991 la Generalitat Valenciana compró las ruinas del monasterio e inició un ambicioso plan de reconstrucción y puesta en valor de lo que queda. 

En la actualidad, el monasterio de Santa María de Valldigna, ya sin uso religioso, se ha acondicionada para la visita y es un lugar cada día más conocido por los amantes del arte y la historia medieval.


















En su amplia explanada ajardinada nos encontramos con la fuente de los Tritones, en mármol rosa y gris, constituida por una taza de perfiles redondeados, plato con caños con forma de mascarones y un surtidor decorado en su base con cabezas de peces. Fuente creada en 1740 que con la desamortización de Mendizabal de 1835, la fuente fue adquirida en 1852 por el Ayuntamiento de Valencia y en 1854 se instaló en la Plaza de San Lorenzo En 1911 fue desmontada de este lugar y en 1930 se instaló en los Viveros; en el año 2005 ha sido vuelta a traer a su lugar de nacimiento en este monasterio, aunque la misma no ocupa su emplazamiento original.






16 comentarios:

  1. Es precioso. Qué pena da ver esos monasterios !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Importantisimos en su época, y ruinas masacradas en la actualidad.

      Eliminar
  2. Las desamortizaciones se llevaron demasiado, luego recuperarlo es complicado cuando no imposible y el patrimonio se va perdiendo. Es muy bonito y y esperemos que se siga manteniendo. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo estaban recuperando a buen ritmo, pero después de Camps crisis y olvido.

      Eliminar
  3. Buenos días Marcos he pasado cerca de Tavernes de Valldigna en estos últimos días de 2015, no sabia que había este espléndido monasterio, de haberlo sabido lo hubiera visitado, pero con estas magníficas fotos, es como si hubiera estado allí; pasé una semana en Gandia visitando Xávia pueblos de alrededor, Calpe etc.
    Un abrazo y Bon any

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Calpe mi zona preferida. Pues lo tuviste a tiro de piedra.

      Eliminar
  4. Qué bonitas cosas tenemos por nuestra tierra. Menos mal que la Generalitat lo recobró, es precioso y está al lado de Gandía y yo sin saberlo! Ya tengo una visita por hacer. Gracias!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Queda mucho por hacer, pero te imaginas su importancia de entonces.

      Eliminar
  5. La verdad es que tiene muy buena pinta, sería una pena que lo dejaran perder, aunque ahora como tu dices se utiliza para visitas artísticas, ello no quita para que se pueda conservar perfectamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con la crisis han dejado de reconstruir, cuestión de prioridades.

      Eliminar
  6. Es precioso por lo que veo en tus imágenes. Se debería conservar como patrimonio que es. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Habiendo empezado, se supone continuaran cuando puedan. Es patrimonio de todos.

      Eliminar
  7. Hace poco vi en mi casa y en directo Valencia-Real Madrid y pensé, Marcos, en tu fervor valenciano, el que aun cuando se manifieste en otras facetas más cultivadas que el fútbol, posiblemente estaba ese día (o noche allá), enfocado en un legítimo deseo de victoria local, que bien se merecían esos deportistas.

    ¡Muy feliz 2016!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estuve en el partido, fue de noche. Desde que tuvimos a Benítez, es un equipo lamentablemente mediocre, pero impredecible, con los iguales pierde, y con Barcelona y Madrid se crece, es un rompe quinielas.

      Eliminar
  8. Fenomenal entrada, porque hace años que no visito el lugar, cuando ya estaba reconstruyendo, pero que ahora veo que a mejorado mucho.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Lamentablemente parece está parada la reconstrucción, cosas de la crisis

    ResponderEliminar

Siéntete libre de expresar tu comentario en este blog.
Todas las opiniones serán bien recibidas siempre y cuando se redacten desde el respeto pues este solo pretende ser un foro donde compartamos experiencias para mejorar nuestro tiempo de jubilación.
Gracias por entenderlo y participar.