Feliz otoño

Feliz otoño

martes, 5 de abril de 2016

LA TERCERA Y CUARTA EDAD.





Llegar a la tercera edad suele entenderse como arribar a una época de reflexión, descanso y disfrute de actividades que quedaron postergadas mientras la persona se desarrollaba profesionalmente y/o se dedicaba a cuidar a los hijos y llevar adelante una familia. Sin embargo, esta época de la vida trae consigo algunos “fantasmas” de los cuales es importante saber librarse a tiempo para que el tránsito por este momento, sea realmente satisfactorio y provechoso.

El envejecimiento es un proceso biológico que se desarrolla a lo largo de la vida de todas y cada una en las personas y que muchos expertos nos dicen que comienza a producirse a partir de los 30 años. Al principio no somos conscientes de ello ya que este proceso se va produciendo muy lentamente, con el paso de los años empezamos a sentir que nuestras capacidades no son las mismas, no nos recuperamos tan fácilmente de ciertos excesos, pero podemos seguir manteniendo una vida plena. Es cuando llegamos a edades más avanzadas cuando nuestras capacidades se resienten y pueden presentarse los problemas de salud. Este proceso sigue un declive que va afectando a los órganos de nuestro cuerpo. Por ejemplo, las arterias van perdiendo su capacidad elástica lo que dificulta la circulación sanguínea, a los riñones les cuesta más filtrar la sangre, nuestro ojos van perdiendo agudeza visual, nuestras articulaciones se inflaman (artritis), o vamos perdiendo la capacidad de apreciar los sabores.

Pero no todas las personas envejecen de la misma manera y no todas las personas tienen que tener esos problemas de salud. En definitiva, sentirse vital es la mejor pastilla para mantenerse alejado de las enfermedades y sentirse más joven de lo que le corresponde por edad.

Por último, y para que comprendan lo difícil que viene siendo decidir cuando una persona es mayor, los expertos estamos diferenciando de las personas “mayores-jóvenes” que serían aquellas comprendidas entre los 65 y 80 años de los ancianos que son las personas que superan los 80 años, agrupando a estos últimos en una cuarta edad.

El gran enemigo, LA SOLEDAD. En los países menos desarrolladas los vínculos sociales y familiares son más fuertes, pero en las sociedades más modernas es un problema que se agrava. Se tiende a tener menos hijos con lo cual la red familiar es menos eficiente a la hora de atender y velar por las personas mayores. Pero también los propios mayores buscan su independencia y prefieren con todo su derecho envejecer en su hogar, el aislamiento puede aparecer cuando a consecuencia del trabajo de los hijos y de las dimensiones que adquieren las ciudades las visitas son cada vez menos frecuentes. 



La mejor recomendación sería básicamente lo mismo que a cualquier otra edad, lo primero es seguir las indicaciones de su médico, alimentarse de forma variada tratando de reducir las grasas, hacer ejercicio con moderación y mantener en forma su cerebro leyendo y cultivando sus amistades.

22 comentarios:

  1. Creo que desde que uno ya no es joven ya es viejo, pero dependiendo de como nos encontremos de salud y de nuestra actitud podemos disfrutar mas de la vida y menos de la botica, hoy ha muerto un conocido mio de 63 años, desde mi punto de vista era joven desde el de mi nieta era un señor mayor. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siento lo de tu conocido, 63v es muy joven con las actuales perspectivas de vida. La edad la llevamos en las ganas de vivir que tengamos.

      Eliminar
  2. Saber vivir estos años es una delicia que se permite a las personas sensibles y con ansias de honrar la vida
    Ya no tan largos viajes, pequeños y bien acompañados
    Lecturas amenas que nos distraigan
    Buena misuca recopilada durante tantos años
    y la tv que nos abre las puertas al mundo . podemos sabiamente aprovechar tantas cosas buenas que por ella transitan
    Y quedan las amistades mas preciadas que eso si cuando se van se las extrana muchisimo
    Pero por favor sin importar los años no seamos VIEJOS quejosos si???????
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa es la filosofía para vivir cien a,os abus, que te dure siempre.

      Eliminar
  3. No somos de planificar el futuro, y pensamos más en el presente, sin darnos cuenta de que los remedios hay que ponerlos desde que se es más joven. Primero cuidando la salud, luego buscando alguna actividad que reemplace las horas de trabajo y tercero, conservando amigos y familiares con los que poder compartir nuestra vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes una visión muy acertada. Se recoge siempre lo que se siembra.

      Eliminar
  4. Pues ya lo han dicho todo los sabi@s anteriores. Solo añadir que el deterioro me frustra dado que siempre cuidé mucho mi salud y la de los míos. También conviene aprender a soportar el dolor de toda índole.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El dolor siempre nos compaña de una forma u otra, y tiene un gran valor, para enseñarnos a vivir los buenos momentos que los hay. Sin duda todos tenemos ya algún problema físico, pero hay que buscar las soluciones dentro de nuestras posibilidades, y no vivir agobiado.

      Eliminar
  5. De este tu buen artículo Marcos, me quedo con lo último que dices, cultivar las amistades
    Salud

    ResponderEliminar
  6. Cuando nos hacemos mayores hay que vivir día a día, haciendo lo que te hace sentir feliz, sin hacer mal a nadie, y no pensar en que puedes morir mañana, ni tampoco en que vivirás siempre. En cuanto a las amistades mejor la calidad que la cantidad.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ser felíz cuesta poco haciendo lo sencillo.

      Eliminar
  7. Buenísimo artículo. Es cierto, hoy día una persona de 80 años puede estar genial y ser considerada relativamente joven, no es como antes. SUpongo que irá a más.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así me dejo unos años libres de disfrute hasta llegar a anciano de 80.

      Eliminar
  8. Hay que saber disfrutar de cada una de las épocas de la vida.

    Me ha parecido muy bueno tu artículo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vivir el momento, no hay que perderse ningun rato agradable, ni dejar que los agoreros te lo impidan.

      Eliminar
    2. Vivir el momento, no hay que perderse ningun rato agradable, ni dejar que los agoreros te lo impidan.

      Eliminar
  9. Qué bueno tu punto " sentirse vital es la mejor pastilla para mantenerse alejado de las enfermedades y sentirse más joven de lo que le corresponde por edad".

    Un abrazo y demos servicio para darle adiós a la triste SOLEDAD.

    ResponderEliminar
  10. Completamente de acuerdo contigo. Lo malo es que cuando se está en plenitud de facultades físicas, pocos nos acordamos que poco a poco y casi sin darnos cuenta vamos a llegar a mayores donde habremos acumulado lo bueno y lo malo que hayamos hecho durante nuestra vida más joven.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de expresar tu comentario en este blog.
Todas las opiniones serán bien recibidas siempre y cuando se redacten desde el respeto pues este solo pretende ser un foro donde compartamos experiencias para mejorar nuestro tiempo de jubilación.
Gracias por entenderlo y participar.