¡Hola Verano!

¡Hola Verano!

martes, 8 de enero de 2013

EL PALACIO DEL MARQUES DE DOS AGUAS




Inicialmente fue un palacio gótico, siempre propiedad de la baronía de Dos Aguas. El edificio gótico (1496),  era una construcción que constaba de entresuelo, planta noble y desván con galería corrida, al modo de otros palacios similares de la época, como el de la Almoina.






El conjunto se completaba con tres alas alrededor del patio con entresuelo y piso. En la parte trasera se repetía esta configuración en torno a otro patio cerrado por dos crujías. Ese segundo patio era en realidad un huerto que albergaría un jardín posteriormente (hacia 1825). 








Son diversas las reformas a través de los siglos, siendo en 1863 cuando se transforma la fachada neo barroca para estar de acuerdo con la reforma ya efectuada hacia 1740 por el III Marques de Dos Aguas quien cambia el carácter severo de la antigua casa por una gran reforma decorativa. 

De esta reforma destaca especialmente la portada principal, que fue realizada en alabastro por Ignacio Vergara, según el diseño de Hipólito Rovira.




La fachada, de estilo puramente barroco, contiene una alegoría de los ríos Turia y Júcar alusiva al marquesado y está rematada por una hornacina con la Virgen del Rosario que fue realizada por el mismo Vergara. El alabastro procede de la Masía de Niñerola.

En 1941 el Palacio fue declarado monumento histórico-artístico y en 1949 fue vendido y adquirido por el Ministerio de Educación para ubicar la importante colección de cerámica donada al estado el 7 de febrero de 1947 por D. Manuel González Martí y su esposa Doña Amelia Cuñat. Durante siete años tuvo su sede en el domicilio del fundador, pero tras la rehabilitación del Palacio de Dos Aguas, llevada a cabo entre el 26 de julio de 1950 y 18 de Junio de 1954, abrió allí sus puertas el Museo Nacional de Cerámica.

De pequeño me contaron que uno de sus salones estaba “tapizado” en todas sus paredes por monedas de plata. Desaparecidas en la guerra civil 1936 / 39).


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Siéntete libre de expresar tu comentario en este blog.
Todas las opiniones serán bien recibidas siempre y cuando se redacten desde el respeto pues este solo pretende ser un foro donde compartamos experiencias para mejorar nuestro tiempo de jubilación.
Gracias por entenderlo y participar.