Feliz otoño

Feliz otoño

martes, 12 de febrero de 2013

PRIMERA EDICIÓN DEL QUIJOTE

Lukon.com


Justamente en el numero tres de la calle de San Vicente, en Valencia, casi esquina a la plaza de la Reina hay una placa en la pared, esculpida en su día por Rafael Aixa, en la que confieso nunca me había fijado,  y con la que el Ayuntamiento de la ciudad quiso dejar constancia de la ubicación de la imprenta donde salió por primera vez la primera y segunda parte de El Quijote.


Oficialmente he leído que la primera impresión se atribuye a la imprenta de Juan Cuesta, Madrid 1605, la llamada edición príncipe, puesto que es "la marca non plus ultra para preservar el texto de Cervantes". Aunque también se reconoce una anterior incompleta de 1604, con gran profusión de errores.

El proceso era por etapas, pues una cosa era la impresión, otra la encuadernación y otra la edición terminada a la venta, que parecer ser es lo que completó nuestra imprenta.

La familia Mey, de origen flamenco vino a España a mediados del siglo XVI estableciéndose en Valencia sobre 1535, ocupando los talleres Juan Mey, (Ioan Mey), del tres al once de la misma calle. Era portador de la técnica mas avanzada de la época, y desde el primer momento fue protegido por las autoridades.


Su hijo Pedro Patricio Mey fue uno de los impresores mas dinámicos de la ciudad. Escritor, impresor y profesor, sus obras aparecen estampadas desde 1587. Trabaja en estrecha relación con el Ayuntamiento y la Diputación de valencia, existiendo un enlace directo entre su taller tipográfico y el poder local.


Publica y comercializa grandes obras de la literatura española de dichos siglos, saliendo de sus prensas la primera edición de La Dragontea de Lope de Vega (1598), ediciones de la primera y segunda parte de El Quijote, (en 1605 y 1616), y del Persiles de Cervantes (1617). 




5 comentarios:

  1. Muy interesante, siempre es buen momento para aprender cosas nuevas.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Es fascinante aprender todos los dias.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. ¡Qué excelente descubrimiento, Marcos! Además de una publicación rica en detalles desconocidos para mí, lo primero que haré cuando vaya por tu tierra será visitar el lugar de la placa. Espléndido.

    Un gran abrazo, Marcos.

    ResponderEliminar
  5. En esa misma calle puedes disfrutar de unos locales de montaditos estupendos.

    ResponderEliminar

Siéntete libre de expresar tu comentario en este blog.
Todas las opiniones serán bien recibidas siempre y cuando se redacten desde el respeto pues este solo pretende ser un foro donde compartamos experiencias para mejorar nuestro tiempo de jubilación.
Gracias por entenderlo y participar.