Feliz otoño

Feliz otoño

martes, 16 de febrero de 2016

NUKA




La foca ‘Nuka’, un robot con forma de peluche, ofrece compañía y asistencia a personas con necesidades especiales, entre ellas dependientes, personas con autismo o mayores. Puede sustituir las terapias con animales, ya que está diseñado para interactuar con el ser humano.

Además, su creador, el japonés Takanori Shibata, afirma que puede llegar a sustituir a los psicotrópicos”.

Japon llevó a su stand de la ‘Global Robot Expo’, en Madrid en el Pabellón de Cristal de la Casa de Campo, dos robots ideados para facilitar la vida a personas con discapacidad o con necesidades especiales. Para ello, han venido a España dos inventores con sus respectivas creaciones: un exoesqueleto o ‘traje de músculo’ y 'Nuka', el 'bebé foca' que ya ha protagonizado un capítulo en una serie de éxito.

Shibata es el creador de ‘Nuka’ -nombre comercial que han escogido en España para el robot PARO-, que tiene como objetivo acompañar a personas con autismo, mayores, personas dependientes o con necesidades especiales. A simple vista puede parecer un peluche, pero está dotado con una tecnología que le permite interactuar con cualquier ser humano, mostrando sus sentimientos y emitiendo sonidos.

Aunque puede confundirse con un juguete, el 80% de los municipios de Dinamarca han comprado ejemplares de PARO (Personal Robot) para trabajar con él en centros asistenciales, y es que este robot “aporta afecto” a quienes más pueden agradecerlo, según afirmó su creador a Servimedia.

Shibata explicó que escogió una foca porque se trata de un animal que "podía ser aceptado por todo el mundo”, ya que mientras que siempre existen personas a las que no les gustan los perros o los gatos, esto no suele darse con estos mamíferos. “Buscaba un animal con el que alguien se pudiera sentar en el sofá a interactuar”, señaló.

Shibata dijo que ‘Nuka’ “es muy conveniente para las terapias afectivas”. Asimismo, aseguró que puede llegar a “sustituir a los psicotrópicos” en terapias destinadas a personas con depresión, ya que “puede estimular el cerebro humano” y, además, “no tiene efectos secundarios”.

Explicó que, al no tener las necesidades de un animal, es más fácil disponer de él en centros asistenciales. Cuesta alrededor de 6.000 euros y llegó a protagonizar un episodio de una de las series más exitosas en Netflix: ‘Master of None’. Su inventor señaló que ahora su gran reto consiste en introducir PARO en Europa, después de estar comercializándose ya en 30 países.


24 comentarios:

  1. Los japoneses y sus ingenios. Esta vez parece que puede ser algo más que un simple juguete.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No llego a captar todas sus posibilidades, pero lo veo caro para su adquisición familiar, por el precio estará limitado a las residencias que puedan costearlo.

      Eliminar
    2. Parece ser que los resultados con los autistas son sorprendentes

      Eliminar
  2. Sí, esto será, como esos niños bebés, que muchas mujeres que no pueden tener hijos se los compran. Joder esos muñecos son la hostia, porque parecen bebés auténticos, y las mujeres que los tienen dicen que les hacen mucha compañía de los reales que son.

    Salud Marcos y que pases buen día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una compensación a la soledad favoreciendo la atención y el afecto, es muy interesante para las residencias, tal como lo veo.

      Eliminar
  3. Olá, Marcos.
    Como está você?
    Esta notícia leva-nos a pensar o quanto os afectos são necessários para o ser humano.
    O ser humano em solidão.

    um abraço amigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Obrigado por compartilhar sua opinião. De facto as pessoas mais velhas que precisam de muito carinho e às vezes esquecemos dele. afectuosa saudação

      Eliminar
  4. Ostras, qué fuerte. Yo tengo una foca así pero de peluche, la verdad es que por el vídeo parece que sí hace gestos con la cara que parecen transmitir emociones pero yo no sé... tengo mis dudas de que un robot pueda sustituir a un ser real. Ahora bien, mejor que nada, y si funciona es lo que importa.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego sustituir nunca, pero piensa la soledad de los mayores en residencias, y siempre es bueno cualquier cosa que les active los sentimientos. Por el precio debe hacer muchas cosas.

      Eliminar
  5. Excelente soporte para esa clase de pacientes, quizás un poco costoso pero a la vez útil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El precio excesivo supongo será por algo especial que no acabo de comprender. Lo importante son sus resultados.

      Eliminar
  6. Es muy curioso e interesante, produce ternura.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que pretende eso mismo, remover sentimientos.

      Eliminar
  7. Su costo nos hace pensar, pero lo principal eslo que puede dar a muchps serea
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego no está al alcance de todos, pero el fin es bueno.

      Eliminar
  8. Yo preferiría un animal doméstico natural; saben dar afecto y recibir el que se le da.Con un robot no hay correspondencia afectiva y eso le hace, a mi juicio, muy imperfecto para cubrir las necesidades afectivas del ser humano.

    Un saludo.

    Es la primera vez que visito tu blog y me gusta percibir tu espíritu positivo en la vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias y seas bienvenida. La experiencia con animales domésticos parece ser muy positiva, pero es comprensible que mantener varios animales en una residencia puede crear otros problemas higiénicos , alimentación, etc. Que supongo puede compensar esta mascota.

      Eliminar
  9. A mi abuela le regalamos una muñeca que temblaba si le quitabas es chupete, cuando se lo ponías cerraba los ojos y hacia alguna otra cosa, fue genial era su primera muñeca, ella nunca tuvo ninguna (Jugaba con una mazorca) la tenia en brazos y no nos dejaba que le quitáramos el chupete. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda despertaba una vez mas sus sentimientos maternales. Muy bonito.

      Eliminar

  10. Comparto la opinión de Fanny, pero si esto funciona también, bienvenido sea. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tambien pienso igual, pero reconozco que una residencia con 20 ancianos y veinte perros o gatos sería imposible de gobernar.

      Eliminar
  11. Los japoneses son muy amigos de crear robot para todo, independientemente de que pueda llegar a cumplir su misión, no es lo mismo que una auténtica mascota de carne y hueso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Imagínate una residencia con veinte focas, la peste a pescado sería insufrible.

      Eliminar
  12. Cuánto inventan los japoneses para paliar soledades, pero nada que sustituya en realidad la calidez de una compañía humana.
    Gracias, Marcos. Todavía espero lo de mi internet :(
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar

Siéntete libre de expresar tu comentario en este blog.
Todas las opiniones serán bien recibidas siempre y cuando se redacten desde el respeto pues este solo pretende ser un foro donde compartamos experiencias para mejorar nuestro tiempo de jubilación.
Gracias por entenderlo y participar.